30 de septiembre de 2007

Acceso a cátedras: help


Ya llegó el aviso. Los boletines digitales de los sindicatos ofrecen un adelanto de los requisitos para el acceso a cátedras.
A pesar de todos los proyectos en los que me veo envuelta, he decidido que voy a opositar. Por el momento, el borrador para Cataluña dice que habrá que presentar una memoria con tres apartados:

1. Una programación completa de un curso
2. La descripción de una unidad didáctica
3. Un proyecto de estructuración y funcionamiento de un Departamento Didáctico

Confieso que no veo problema en realizar los puntos 1 y 2, a pesar de la desorientación que reina en los centros con la nueva terminología de la LOE; no obstante, me siento perdida en el tercero. Desde hace muchos años, en mi departamento no hay nadie que ostente el rango de catedrático. Y cuando lo había, era uno más. No existían jerarquías. Nuestro funcionamiento siempre ha sido y es cooperativo. Quizá sea ese el modelo que presente.

Sin embargo, no está de más decir que si hay alguien que pueda darme alguna pista, se lo agradeceré. Hay tiempo, pues la convocatoria se espera para diciembre, pero como soy algo hormiguita, voy a ir preparando los materiales.

15 comentarios:

  1. Ostras, Lu, lo que te faltaba, unas opos ... Lo tuyo es lo de "aún hay más". Siento mucho no poder ayudarte en este tema, no conozco a nadie que se haya presentado.

    ResponderEliminar
  2. Si no estoy equivocada, los requisitos de esta convocatoria son nuevos.

    Hace unos años, con la LOGSE, hubo también un proceso de oposición por méritos. En Cataluña fue muy polémico y se recurrió el procedimiento.

    En fin, ganas no tengo, pero habrá que hacerlo.

    ResponderEliminar
  3. Yo tampoco tengo ni idea de lo que piden y ni siquiera cumplo los requisitos de antigüedad, pero estoy seguro de que tú sabrás sacarlo adelante.
    A por ello, Lu, pionera de aula.

    ResponderEliminar
  4. Después de obtener la condición de catedrático, Lu, publiqué en Lengua en Secundaria los materiales que había utilizado

    Echa un vistazo a esta página, de la que seguramente podrás aprovechar alguna cosa.

    Y que tengas mucha suerte.

    ResponderEliminar
  5. Anónimo9:27 a. m.

    Mucha suerte en las opos, te la mereces. Laia

    ResponderEliminar
  6. Gracias, gracias, gracias... por desearme suerte y por ofrecer lo que tenéis.

    Mª José, miraré tus materiales de opos.
    Eduardo, se agradece mucho tu ofrecimiento.

    Ahora necesito sentarme y planificar lo que voy a hacer y cómo voy a incluir este trabajo en mi rutina diaria.
    Tendré que hacer un hueco para ir avanzando. ¿Qué dejaré de hacer...? No lo sé.

    ResponderEliminar
  7. Me vas a permitir una maldad, Lu: averigua si entre los méritos atinentes a esta convocatoria se contempla algo, aunque sea un poquito, de lo mucho que has publicado en el blog sobre temas relacionados con tu especialidad.

    ResponderEliminar
  8. Anónimo8:23 p. m.

    Mucha suerte :-)

    ResponderEliminar
  9. Bueno, Lu, pues me tienes a tu disposición.
    En cuanto a lo del departamento, yo creo que hay que partir de las funciones que se le asignan en la legislación correspondiente, que no sé cuál es. Cuando era jefe de departamento consultaba a menudo un Reglamento para el funcionamiento de los centros, que emanaba de la Consellería, en el que se especifican las funciones de los organos de gobierno. Se decía, por ejemplo, (y quizá se sigue diciendo) que el jefe de departamente es responsable de la actualización didáctica de sus miembros (!!!). Afirmaciones como ésta pueden dar mucho juego para imaginar cómo pòdría ser la vida de un departamento: ¿Qué significa esto? ¿Cómo se concreta? ¿Se puede pensar en un trabajo de formación planificado? ¿No puede significar esta formación la reflexión en grupo sobre nuestra práctica educativa? ¿Las lecturas compartidas sobre los problemas didácticos con que nos topamos?
    Bueno, lo dicho, a tu disposición.

    ResponderEliminar
  10. Pues desearte mucha suerte, Lu, y animarte para que triunfes en este nuevo reto personal y profesional. Aprovecha el momento y que todo tu trabajo en los blogs, wikis, cursos, jornadas... te sea útil en ese acceso a Cátedras. Desconozco los detalles, como otros compañeros, pero te deseo mucha suerte. ¡Ánimo!

    ResponderEliminar
  11. Mucha ánimo eso sí. Yo, que cumplo los criterios de antigüedad, ni pienso plantearme la posibilidad de presentarme. He leído en tu post las tres partes de la programación y ya me sale urticaria. Yo he sido un innovador intuitivo que nunca ha programado. La misma idea de programación me pone los pelos de punta. Sé que buscando encuentro, pero no sé prever lo que encontraré. Pero tú, adelante, hace falta catedráticos con tu capacidad de iniciativa, imaginación y empuje sin igual. Me dejas boquiabierto. ¿De qué tendrás que prescindir? Uf.

    ResponderEliminar
  12. Entiendo tu postura, Joselu. Yo también he dudado. Finalmente, he decidido presentarme porque una parte del trabajo la tengo que hacer igualmente, pues en mi centro me la exigen. Estamos dentro de un plan de mejora y nos piden a todos una programación exhaustiva.
    Así que he pensado que la haré y la presentaré. Creo que lo más me va a costar es hacer el proyecto del Departamento.
    En fin, en mi centro somos varios los que vamos a presentarnos y hemos formado un equipo. Nos vamos a ayudar. Entre todos algo saldrá (bueno o malo).

    ResponderEliminar
  13. Primera noticia para mí. Desconozco los términos de la convocatoria y la valoración de los méritos, pero tengo que animarte con todas las ganas.
    Tuve la mala suerte de formar parte de un tribunal en Madrid y comprobar en vivo y en directo las grandezas y las miserias de la profesión. La prueba entonces consistía en defender la programación entregada y exponer una unidad didáctica (¡una!).
    Experimenté entonces una de las situaciones más duras de mi vida profesional. Resulta que leyendo en el hotel la memoria de una colega que iba a intervenir al día siguiente, lo que empezó por un "qué bien", "me gusta lo que dice", "totalmente de acuerdo", se convirtió una página después en un "¡pero si es mío!". Ninguna referencia, ni en pie de página, ni en su abundante bibliografía. Me temblaban las piernas cuando se lo comenté y le sugerí que una de las obligaciones primeras de un enseñante es el de la honestidad intelectual.

    Experimenté la satisfacción de descubrir a maravillosos colegas, algunos auténticos maestros-artistas, sí, pero no escaseaban los que, cronómetro en mano, sólo estaban interesados en apurar veloces el tiempo disponible para embutir toda la "sabiduría" posible en forma de datos, cifras y fechas. Algunos incluso se habían memorizado, palabra por palabra, su U.D., con sus objetivos, contenidos y demás componentes.

    No te imagino, Lu, memorizando tu U.D. y después, cronómetro en mano, castigar a tu familia o al espejo del baño recitándola una y otra vez para componer el gesto y ajustar los tiempos, jaja.
    Así que muchos ánimos y confianza. No tendrás problemas.

    ResponderEliminar
  14. En Aragón llevan muchos años sin convocar cátedras, se sabe algo para este curso.
    Se seguirán sacando un tanto por ciento del cuerpo de origen o se hará de la especialidad, el peligro en el caso primero son las especialidades de secundaria ligadas a FP que pueden quedarse sin cátedras.

    ResponderEliminar
  15. Abelardo Fernández Bagues12:56 p. m.

    Basicamente lo de siempre. Los sindicatos y pedagogos han triunfado. Nada de exámenes de contenidos. Para ser catedrático solo hay que ser viejo y a ser posible, saber tanto como tus alumnos, o sea nada. Me averguenzo como profesor de lo que estamos haciendo con nuestra profesión.

    ResponderEliminar

Deja un comentario