29 de septiembre de 2006

LECTURAS EN LA ESO

Antonio, en (Re)paso de lengua, ofrece una selección de lecturas para los alumnos de ESO. Me gustaría corresponder a su generosidad con esta otra lista. Aquellos que llevan los asteriscos, son los que más éxito han tenido.


LECTURAS RECOMENDADAS PARA PRIMER CICLO DE ESO

1. MENDO, M. A., Por un anuncio maldito, Madrid: SM, 1996.
Rafael Mundo, un escritor de cuentos infantiles, está desesperado por su incapacidad para elaborar el guión de un anuncio de galletas de menta. Decide aceptar las disparatadas sugerencias de Matías, un chico poco común, al que conoce por su obstinado afán de que le escriba un relato de miedo protagonizado por un niño como él.

2. GRIPE, M., La hija del espantapájaros, Madrid: SM, 1995.
La hija del espantapájaros narra la historia de Loella, una chica de catorce años que vive sola con sus hermanos en una cabaña de un bosque de Suecia. Loella añora a su madre, de quien recibe una carta de tarde en tarde; su padre simplemente no exsite para ella. Después de pasar un año en un Hogar para niños de la ciudad, Loella regresa a la cabaña del bosque donde le espera una gran sorpresa.

3. BALZOLA, A., La cazadora de Indiana Jones, Madrid: SM, 1996.
Christie es la pequeña de cuatro hermanos. En su casa las cosas no marchan bien económicamente y, por consiguiente, ella hereda la ropa de todos sus hermanos. Lo último que ha heredado es una cazadora que le queda enorme y que ella afirma que fue la que Harrison Ford utilizó en su papel de Indiana Jones, lo cual le causa algunos problemas.

***4. DAHL, R., Matilda, Madrid: ALfaguara, 1995.
Matilda es genial. Sin haber cumplido los cinco años ha leído ya a numerosos autores y atesora unos asombrosos conocimientos. Sus padres, sin embargo, la consideran una inútil. Por eso decide desquitarse. Y cuando empieza la escuela y se enfrenta a la terrible señorita Trunchbull, la niña hace algo maravilloso...

***5. LINDO,E., Manolito Gafotas, Madrid: Alfaguara, 1996.
Este niño de Carabanchel mira el mundo desde su barrio y cuenta lo que ve con las palabras que atrapa de los mayores, de las películas y de la televisión. Manolito ha sido el protagonista durante muchos años de una serie radiofónica de gran éxito.


6. STRASSER, T., The Pagemaster. El Guardián de las palabras, Madrid: Alfaguara, 1996.
Richard, un niño asustadizo, se refugia de una gran tormenta en la Biblioteca Central. Allí, al golpearse en la cabeza, se traslada al mundo del Guardián de las Palabras, en el que los libros cobran vida. Acompañado por tres de ellos -Fantasía, Aventura y Terror- realiza el viaje más emocionante de su vida.


7. NÖSTLINGER, C., Konrad o el niño que salió de una lata de conservas, Madrid: Alfaguara, 1996.
La señora Bartolotti, que carece de experiencia con los niños, recibe un día por correo a un niño de siete años. Con mucha inspiración y humor se cuentan en este libro las emocionantes y divertidas situaciones en las que se ve envuelta y cómo descubre que hubo una equivocación en la entrega a domicilio del niño.

8. NÖSTLINGER, C., Mi amigo Luki-live, Madrid: Alfaguara, 1995.
Hasta las vacaciones de verano todo marchaba bien entre Ariane y Luki-live, pero al regresar de su viaje a Inglaterra, las cosas cambiaron de forma total. Luki.-live sufre un importante cambio en su personalidad. Tanto sus compañeros como sus profesores ven en él a un personaje excepcional y le ponen en más de un aprieto.


9. KRAHN, F., El otro techo del mundo, Barcelona: Edebé, 1995.
Martín, huérfano de madre, viaja a Bolivia a visitar a su padre, un científico que trabaja en este país. Durante su viaje, escribe cartas a su amigo Gustavo contándole sus aventuras. Una noche, en una recepción ofrecida en casa de un importante personaje de La Paz, Martín escucha una conversación entre dos individuos sobre una operación secreta. El nombre del padre del muchacho aparece en la conversación, y Martín empieza a investigar.

10. QUINTO, M., Las llaves del horizonte, Barcelona: Edebé, 1995.
Esta es una aventura protagonizada por un muchacho adolescente y su padre, escritor de novelas policíacas. Ambos se ven envueltos en una serie de aventuras - con atentados, espías y persecuciones incluidos- que acaban felizmente. Gracias a las experiencias vividas, padre e hijo se sienten más unidos que nunca.

***11. RIVAS, M., Bala perdida, Madrid: Alfaguay, 1998.
Este es un bello y poético relato de un pirata con escrúpulos y una joven periodista sin pelos en la lengua, con un poco de magia y mucho misterio.

***12. PÁEZ, Enrique. El club del camaleón. Madrid: Bruño,
Es una historia de ficción en la que los protagonistas son una pandilla de amigos que deciden investigar por qué algunos compañeros se comportan de una forma extraña.

*** 12. IONESCU, A. Déjame solo, Joe. Madrid: Bruño.
Antología de relatos que permite trabajar los valores.

*** 13. SEPÚLVEDA, LUIS. Historia de una gaviota y del gato que le enseñó a volar.

*** ALFAYA, Javier. Al pasar el límite. Madrid: ALfaguara,.

***GRIPE, María. Los escarabajos vuelan al atardecer. (Empieza a ser un clásico)

***GARCÍA MÁRQUEZ, Gabriel. Relato de un náufrago. Barcelona: Tusquets. (Éxito asegurado)

LECTURAS RECOMENDADAS PARA SEGUNDO CICLO DE ESO

***1. HINTON, S.E., Rebeldes, Madrid: Alfaguara, 1987.
Unos adolescentes neoyorquinos se ven envueltos en una complicada aventura a causa de la enemistad entre dos bandas. A raíz de una pelea callejera, Ponyboy y Jonny tienen que huir de la ley sin ser verdaderamente culpables.

De la misma autora, *** La ley de la calle, Madrid: Alfaguara, 1989.

2.CARAZO, JESUS, Las sombras de la caverna, Madrid: Alfaguara, 1994.
Rubén está obsesionado por el mundo de la televisión y ha llegado a confundirlo con la realidad. Un día, al repartir los pedidos del supermercado, conoce a la protagonista de un anuncio que despierta en él emociones insospechadas. Este hecho cambiará totalmente su vida.


3. SIERRA I FABRA, J., Nunca seremos estrellas del rock, Madrid: Alfaguara, 1995.
Ventura, un muchacho de 19 años muy aficionado al cine y a la música moderna, huye porque ha agredido a un viejo para robarle la cartera. En su huida vivirá múltiples experiencias, entre ellas, una corta estancia con unos okupas, una detención, etc. Al final, descubre el verdadero motivo de su huida.


4. FERRER, J., El ídolo de Aruba, Madrid: Anaya, 1992.
Silvestre, a sus catorce años, se ve obligado a llevar una vida agitadísima, porque su padre tiene el oficio de ladrón. Ambos se introducen en una secta religiosa para apoderarse de una pieza de gran valor. Sus deseos se verán frustrados de una manera tan original como sorprendente.


5. GISPERT, J.M., La aventura inmortal de Max Urkhaus, Madrid: Alfaguara, 1990.
Nathaniel Maris se encuentra ante un caso insólito: Max Urkhaus, un enigmático profesor itinerante parece haber hecho un hallazgo singular según el cual es posible ser inmortal. Maris investigará los pasos que sigue el profesor, por lo que se verá envuelto en asombrosas situaciones.


6. ALONSO, M.L., El impostor, Madrid: Anaya, 1990.
Cuando muere su madre, Eduardo es enviado por sus familiares a casa de un tío suyo. En su compañía vivirá ciertas aventuras, algunas de cierto riesgo. Pero también conocerá a fondo a su tío, quien resulta ser una fuente se sorpresas.


7. KLEIN, R., Volví para mostrarte que podía volar, Madrid: Anaya, 1990.
Esta novela trata de la amistad entre dos seres solitarios: un joven de once años y una chica de veinte. Ambos se relacionan de igual a igual. Su amistad permite que ella, que es drogadicta, acepte someterse a una cura de desintoxicación.


8. SASTURAIN, J., Parecido, S.A., Madrid: Anaya, 1990.
Hay gente que no es parecida a nadie en particular, sino parecida en general, como el protagonista de esta historia, que se ve envuelto en una serie de aventuras por ser parecido en general.

10. ALONSO, M.L., Malos pasos, Madrid: Bruño, 1995.
Santi un chico de dieciséis años, se ve mezclado en un turbio asunto en el que ha participado Adrián, su hermano mayor. Al mismo tiempo, el protagonista se encontrará con Cris, una antigua amiga por la que siente una especial atracción.


11. SIERRA, J., La balada de Siglo XXI, Madrid: SM, 1989
Siglo XXI es el más importante grupo de rock de los últimos años. Con esta idea nace, creado por una computadora, y con esta convicción se escoge a sus cuatro componentes, tres chicos y una chica.


12. ENGLE, M., Camila, Madrid: Alfaguara, 1995.
El mundo de Camila se viene abajo cuando descubre que las relaciones entre sus padres no son buenas. El apoyo de una amiga y de su primer amor harán que no se sienta sola y dé un paso decisivo hacia su independencia.


13. VARIOS AUTORES., 10 relatos de detectives, Barcelona: Plaza & Janés, 1995

¿Has pensado ser alguna vez investigador privado, vestir una gabardina, sombrero calado y sujetar un pitillo entre los labios ? Si quieres seguir los pasos de profesionales de la investigación, no dudes en leer todos o algún relato de esta antología.


14. **** ALCOLEA, Ana. El medallón perdido. Anaya.

15. **** (De la misma autora) Carlota. Anaya.

16. *** PASCUAL, Emilio. Días de Reyes Magos.Madrid: Anaya, 1999.

Esta es la historia de un lazarillo actual y de un personaje que esconde su verdadera identidad. Intriga y ternura.

17. ***LIENAS, Gema. Callejón sin salida.

18. Cuentos de miedo: Barcelona: Juventud.

19. 10 relatos de amor. Barcelona: Plaza y Janés, 1999.

20. ***CASARIEGO, Martín. Qué poca prisa se da el amor. Anaya.
(este autor tiene varios títulos publicados. Todos acostumbran a tener éxito, pues los temas son muy cercanos a las preocupaciones de los adolescentes).


Más propuestas en:
SOL (Servicio de Orientación a la lectura)
En Quaderns Virtuals, encontraréis lecturas recomendadas con actividades interactivas.
Las pelirrojas traen mala suerte, es también un clásico entre las adolescentes.

La Asociación de Prensa Juvenil en su programa de Promoción de la lectura publica online la crítica de libros que realizan los propios alumnos. Entre las reseñas, hay muchos libros más, leídos y comentados por nuestros alumnos.

27 comentarios:

  1. Maravilloso este quid pro quo. Tomo buena nota de todo.

    ResponderEliminar
  2. Gracias, Lu, por la información. Aunque yo sigo teniendo reservas hacia la literatura "fabricada" para las lecturas escolares (¡no todos los títulos que das entran en esta categoría!), sí que reconozco que, como leer es imprescindible para aprender a leer, y si con este tipo de relatos leen, habrá que aceptar y fomentar una lectura por la que se sienten atraídos. Además, admito que en mi actitud puede haber mucho de prejuicio: entre la llamada literatura juvenil puede haber joyas que por mis reservas quizá no acierto a descubrir. Por eso agradezco que colegas que como tú tienen un mejor conocimiento del terreno nos orientéis a los de posiciones quizá más tradicionales en esto.

    ResponderEliminar
  3. Gracias por la información. Me apunto alguno. A mí me ha funcionado para segundo ciclo, por ejemplo:
    Italo Calvino; El vizconde demediado, Siruela.
    Gustavo Martín Garzo; La princesa manca, Ave del paraíso.
    Patrick Süskind; El perfume, Seix Barral.

    ResponderEliminar
  4. En la lista, falta uno de los títulos que más han funcionado con 4º de ESO: Bajarse al moro. La obra teatral de la que también hay una versión cinematográfica. Se me había olvidado incluirla y eso que es la que van a leer mis alumnos en breve.

    El tema de las lecturas en la ESO da para un seminario.
    No entiendo por qué, entre las modalidades de formación que ofrecen los ICEs no incluyen los seminarios online. Sería ideal, podríamos reunirnos varios profesores de distintas comunidades y debatir temas, definir propuestas... útiles para nuestras clases.

    El tema de la enseñanza de la lectura es inagotable.Quizá hable un día de ello.

    ResponderEliminar
  5. Al leer tu lista, Lu, y la de Antonio, me siento inevitablemente melancólico: qué mayor me voy haciendo, y cómo han cambiado los tiempos: a los quince años, me gustaban autores bien distintos a los que aparecen aquí: Asimov, Verne, Stevenson, Delibes, Poe.

    Comparto las reservas (y seguramente también los prejuicios) que expresa Felipe. Como ya he escrito sobre el asunto de las lecturas para Secundaria en otro lugar, no voy a repetir lo que allí dije. Lo que toca ahora es daros las gracias a los dos, por estas propuestas que, sin duda, podremos aprovechar en el futuro.

    ResponderEliminar
  6. Carmen, sin duda, las lecturas que citas son de un rango literario superior al de muchos de los títulos que aparecen en la lista. ¡Ya me gustaría poder recomendar a Calvino a mis alumnos! Pero tal y como andan las cosas, lo veo... difícil. Aunque comparto un comentario que hiciste en tu post acerca de que, a veces, somos los mismos profesores los que "idiotizamos" a los alumnos infravalorando sus capacidades.

    Eduardo, yo también tengo mis reservas cuando recomiendo un libro de texto de la llamada "literatura juvenil". Pero aparco mis prejuicios y pongo por delante un objetivo: conseguir que los alumnos se interesen por una historia, la disfruten y sepan compartirla.
    Aunque siempre hay que tener un as en la manga, pues hay alumnos a los que se les puede recomendar no sólo a Calvino, sino a Borges (los cuentos) y a otros autores de mayor calibre.
    Un asunto peliagudo, el de las lecturas en la ESO.

    ResponderEliminar
  7. Casi todas las lecturas obligatorias de nuestro centro están incluidas en estas dos listas. Tengo que reconocer que al principio de dar clases era reticente a recomendar estos libros para adolescentes, y más partidaria de los clásicos. Pero con el paso del tiempo creo que estos libros pueden servir de trampolín hacia otras lecturas "de más nivel".
    Probé un año por mi cuenta y riesgo (tengo que reconocer que con no mucho éxito) con:
    Cuentos de Eva Luna de Isabel Allende; La dama boba de Lope de Vega para 3º y
    El Lazarillo de Tormes para 4º.
    Ahora que hablo de Isabel Allende, leí (yo) La ciudad de las Bestias, también es una novela apropiada para adolescentes.
    Enlazaré esta lista al blog que hemos abierto Núria y yo para la biblioteca del insti: http://bibliosagulla.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  8. Anónimo4:14 a. m.

    El coco dice:

    Yo me quedo con los clásicos al igual que Felipe. Hay cosas en las que no me bajo de lo retro, y eso que como le decía a alguien a mi entre Julio Iglesias y Sean Paul me quedo con el del reggaeton. Ahora bien, supongo que las historias contemporáneas no dejan de ser interesantes, pero si... yo prefiero al lazarillo. Esperemos que se filtre la cosa no? Ya me leí el código Da Vinci y me quedó un vacío dos meses después... en cambio vuestro Arcipreste de Hita, nuestro Cortázar, Shakespeare... No sé. Yo lo único que hago es leer un trozo, el que crea que mas efecto les hace, y si alguien me pregunta eso de donde salió... Bingo. Pero créanme, la sequía es brava. Y eso que yo también recomiendo mleer Selecciones del raeders Digest. Es mucho rebajarse?

    El Coco desde Colombia.

    Pd. El poeta debe volverse vidente a través de un razonado desarreglo de los sentidos. Rimbaud Creo.

    ResponderEliminar
  9. La idea de formarnos en este tema me parece buenísima. La semana pasada me dio un poco de vergüenza entrar al trapo al meme cuando me había quedado con las ganas de intervenir en el debate sobre lecturas y también en el remoto sobre el panfleto. Argumentar es complicado y trabajoso, por eso suelo posponer los comentarios para "momentos de más sosiego" que nunca llegan. Tengo pensado publicar también la lista de nuestros libros estrella, lo haré cuando pueda. Mi postura está en la línea de Lu, lo principal es que lean, después entraremos en la calidad. Supongo que también nuestras posturas estarán condicionadas por el tipo de alumnado que tengamos. Yo suelo poner lecturas obligatorias, pero después hay mucha negociación para subir o bajar el listón dependiendo de las características de cada grupo o, a veces, de cada alumna (o alumno). Digo alumna porque son las que más leen con diferencia.
    Creo que la complejidad del tema radica en que en esta tarea se mezclan tres asuntos diferentes:
    1. Conseguir que el alumno sea capaz de leer textos de una cierta extensión (no todos son capaces, Eduardo hacía referencia a que a veces falla la memoria para retener datos importantes para seguir avanzando).
    2. Animar a la lectura.
    3. Educación literaria.
    Según las circunstancias tendremos que priorizar uno u otro.

    ResponderEliminar
  10. A mí también me dan muchísima pereza las "lecturas para jóvenes" y comparto ese comentario que dice Lu que dijo Carmen acerca de si somos nosotros los que infravaloramos a los alumnos.
    La cosa es que resulta muy complejo escoger postura y mover ficha y atender a la vez la animación a la lectura y la lectura literaria...

    ResponderEliminar
  11. Anónimo8:52 p. m.

    Lu, atónita me tienes. Ya le había echado un vistazo a vuestros "Materiales de Lengua y Literatura" y me habían parecido excelentes, pero ahora, ya metida en faena, es cuando me doy cuenta de lo utilísimos que me van a ser. Habéis realizado un enorme trabajo y habéis tenido la generosidad de ponerlos a nuestra disposición. Te voy a enlazar mucho desde mi blog de aula. Transmite también mi agradecimiento a Julieta que, afortunadamente, ha vuelto a la blogosfera.

    ResponderEliminar
  12. MyM de Zorrotza6:09 p. m.

    Hola, cuadrilla.
    Somos Marisa y Mª José del IES Zorrotza de Bilbao.
    Hemos visto vuestros excelentes comentarios sobre la lista de lecturas propuesta por Lourdes, y nos viene fenomenal para nuestro trabajo en la biblioteca del centro. Gracias, colegas. Un saludo.

    ResponderEliminar
  13. Anónimo6:10 p. m.

    Pues muchas gracias por la información. Oído cocina y en cuanto pueda añadiré algún título que haya funcionado en clase, aunque ya casi no lo recuerdo. Éramos tan jóvenes...

    ResponderEliminar
  14. María José6:10 p. m.

    Complicado el tema de la lectura en la ESO. Por experiencia la que lee, lee y a la que no le gusta no lee nada. Me decía una alumna de bachillerato que en su vida había leído un libro y eso que nos empeñamos desde todas las áreas. Soy partidaria de Daniel Pennac: los derechos del lector y el primero: El derecho a no leer y eso que soy una lectora voraz. En clase de lengua he conseguido enganchar a mis alumnos leyendo en voz alta pasajes del Lazarillo o algún cuento de Don Juan Manuel (el del hombre que consigue amedrendar a su esposa a base de matar a perros y gatos es bastante "gore" pero gusta). Recomiendo el libro de Daniel Pennac: Como una novela para cualquier profesor de lengua un poco desmotivado se trata un ensayo sobre la lectura o una novela con reflexiones sobre la lectura, primera frase: el verbo leer no admite el imperativo

    ResponderEliminar
  15. Anónimo6:15 p. m.

    He utilizado el libro de "Rebeldes" con mis alumnos y les ha gustado porque se veían reflejados en algunos de los personajes.

    ResponderEliminar
  16. Creo que no hay libros válidos para toda una clase. Lo importante es que se cree un ambiente motivador y luego que cada alumno/a pueda coger el libro que le apetezca(por los motivos que sean), y que lo termine de leer si realmente le gusta. Muchas veces los libros "de calidad" no son los que más les gusta leer. Otras veces leen libros que nunca les hubiéramos dado por su extensión y profundidad.

    ResponderEliminar
  17. Ricardo6:53 p. m.

    En relación a la reflexión de Felipe Zayas respecto a la literatura juvenil me gustaría comentar que, como profesor de Lengua, mi prioridad es que mis alumnos lean, se enganchen a la lectura. Los libros de literatura juvenil que más éxito tienen entre ellos son aquellos que mejor conectan con sus intereses y emociones. Esto lo conocen bien escritores como Jordi Serra i Fabra, María Menéndez....Por ello, me interesa mucho conocer los libros que mejor funcionan.
    Sin embargo, también existen "joyas" nada desdeñables y que gustan mucho a mis alumnos como "El guardian entre el centeno" y "Los mejores relatos de Roald Dash".
    Otra recomendación: "Nunca seré tu héroe" de María Menéndez. Gusta muchísimo y da mucho juego en los Libro-forum.

    ResponderEliminar
  18. Yolanda6:53 p. m.

    Recomiendo fervientemente el libro "Como mirar a la luna", de Juan Mata, donde, entre otras cosas igualmente intersantes, habla de la "selección" de los libros por edades. Se muestra partidario de incluir a los clásicos sin reparos. En un capítulo titulado "La edad de los libros" podemos leer: " la lectura de un libro, cualquier libro, no importa si escrito hace 500 años o concluido hace unas semanas, siempre debe tener un propósito. [...] La cuestión es establecer el momento y el modo en que una obra aparece ante los ojos de un lector."
    Incluyo la dedicatoria inicial, que es todo un regalo para los sentidos:
    "Leer libros en la juventud es como mirar a la luna por una rendija; leer libros en la edad madura es como mirar a la luna desde el patio, y leer libros en la ancianidad es como mirar a la luna desde una terraza abierta. Esto se debe a que la profundidad de los beneficios de la lectura varía en proporción con la profundidad de la experiencia de cada uno." (Chan Chao, Dulces sombras soñadas)

    Lu, como ves, después de dos meses y 5 días, vuelvo a tener ADSL. ¡Y lo que he crecido como persona!

    ResponderEliminar
  19. Anónimo6:31 p. m.

    Soy de Perú donde en promedio se lee medio libro anual y ahora imaginate aquellos adolescentes y jovenes en riesgo social me encantaria acceder a estas lectura para ellos el arte es libertad pero no sé que hacer urpielvia@yahoo.com

    ResponderEliminar
  20. Hola, soy María y este año es mi primer curso como profesora en un colegio. Estoy emocionada, entusiasmada e ilusionada. Sólo quería agradeceros encarecidamente vuestra ayuda, que me servirá de mucho; y espero poder corresponder con el tiempo y la experiencia. Y... ¿quién sabe?... tal vez crear mi propio log algún día... De momento me conformo con que el curso no se me de mal y los alumnos disfruten de verdad con alguna lectura.
    Gracias otra vez.

    ResponderEliminar
  21. Muchísima suerte, María. Tu estreno me ha hecho recordar mis inicios. ¡Qué momentos!

    ResponderEliminar
  22. Me ha costado, pero de forma indirecta creo que voy a poder contestarte a tu comentario, que a través del nombre no me dejaba (mi ordenador o tu blog, de todas maneras, me hace cosas raras, porque si pincho en "A pie de aula" me lleva a una entrada del 23 en vez de a esta que es la última :s). Lo importante es que he llegado y me ha gustado mucho tu blog.

    ¡Un saludo!

    ResponderEliminar
  23. Hola Lourdes. En mi página me ofrecieron una fabulosa guía de lecturas con un breve comentario. Inmensa. La pueden encontrar aquí
    http://lenguayliteratura.org/ltr/index.php?option=com_content&view=article&id=1514:catalogo-de-libros-para-secundaria&catid=90&Itemid=100005

    ResponderEliminar
  24. Anónimo1:54 p. m.

    Yo he estado trabajando con un libro de cuentos (La hoja del ginkgo biloba de Miguel Rojo)que me ha funcionado muy bien para primero de bachiller: cada relato condiciona al siguiente gracias a un hecho puntual, azaroso, cerrándose la historia -una historia de amor entre dos adoloescentes- con el último cuento. A los alumnos les encantó ir descubriendo qué hechos modificaban el curso de la historia.
    La duda que tengo es si funcionaría con el alumnado de 4º. ¿alguien lo ha utilizado?
    Luisa Zapico.

    ResponderEliminar
  25. Luisa, siento no poder responder a tu pregunta. No he leído el libro, aunque tomo nota para leerlo. Quizá algún otro lector pueda responderte.

    ResponderEliminar
  26. Hola, tengo un hijo que está en 3º de la ESO y que está leyendo en clase "Bajarse al moro". Ayer me llamó una madre alertada por el tema a lo que le respondí que no me parecía mal utilizarlo para así poder hablar de temas como la marginación, las drogas... Mi duda me surge que cuando se lee en clase, realmente ¿se utiliza y aprovecha para ésto o simplemente se lee y no se va más allá?. Y si es así, ¿realmente es educativo?. Gracias

    ResponderEliminar
  27. Cristina, no sé cómo lo harán en clase de tu hija, lo que sí es verdad es que cada vez más se comentan las lecturas en clase. En nuestro centro, todas las lecturas se comentan en clase, en el contexto de tertulias distendidas en las que los alumnos exponen sus puntos de vista y el docente modera las intervenciones, y claro está, puntualiza cuestiones delicadas como pueden ser la que surgen al hilo de "Bajarse al moro".
    No vería con buenos ojos dar a leer esta obra, sin comentarla en clase, pues aparte de referentes culturales que conviene aclarar, hay muchos aspectos que merecen ser valorados desde otra perspectiva que no sea la humorística.

    Espero haber aclarado tus dudas.

    ResponderEliminar

Deja un comentario