15 de septiembre de 2010

Si se trata de cifras, éstas son las mías


En la era de Internet, parece que todo se traduce en cifras. El tráfico de las webs se mide a partir del número de seguidores o visitantes. Desde que el día 7 empezara el curso (en Cataluña), no hago más que ver titulares con cifras. Que si  en Cataluña se han matriculado 1. 241.958 alumnos, que si Educació invierte más de 300.000 millones de euros en... ¿Conoce la administración los números que maneja un profesor en su quehacer docente? Si se trata de cifras, éstas son algunas de las mías:
  • Mi primer día de clase, aterricé en el instituto sabiendo que iba a tener 112 alumnos entre los de ESO y bachillerato. 7 días más tarde, la cifra ha aumentado. Ahora hay que sumar 3 más. Y todo parece indicar que puede incrementarse. Las reducciones horarias hacen que tengamos que aumentar los grupos para llenar la jornada lectiva. 
  • Las aulas están ubicadas en 2 plantas distintas de 2 edificios separados por 1 puente (precioso, por otra parte), con lo que todos los días, entre clase y clase, realizo una carrera de obstáculos que consume el intérvalo de los 5 minutos de cortesía.
  • Dispongo de 1 aula semanal con ordenadores para cada grupo de 4º de ESO y bachillerato, pero uno de ellos tiene la cifra de 34 alumnos. Pregunto: ¿hay algún centro que tenga un aula con 34 ordenadores? En ese curso, matemáticamente la hora se reduce a cero
  • En bachillerato, desde el curso pasado, solo tenemos 2 horas semanales (antes eran 3). Se han reducido las horas, pero no el currículum que sorprendentemente ha aumentado en el ámbito de la literatura. Ahora mismo dispongo de 22 horas por trimestre y tengo que presentar (adviértase que no digo comentar) a los alumnos una lista de 24 poemas de autores distintos, más una novela (Nada de Carmen Laforet), más toda la tipología textual, más toda la gramática. Echando una hora por poema, podría llegar a dar la antología en un trimestre y poco más, pero no sé hacerlo. No sé liquidar en una hora el comentario contextualizado de Hijos de la ira de don Dámaso, Ciudad sin sueño de Lorca o Más allá de Jorge Guillén, por poner tres ejemplos y, además, como dicen las indicaciones oficiales, procurar que ningún obstáculo (léxico, retórico) impida la correcta comprensión del poema.  
  • En breve, iniciaremos un foro literario en el aula virtual. Tengo 50 alumnos en bachillerato. Si cada uno hace 1 intervención, serán 50 entradas por revisar, pero normalmente se establece un diálogo entre ellos, lo cual supone un aumento significativo. Sólo que escriban 2 entradas, la suma ascenderá a 100 y si son 3 a 150. A ver, tengo 2 horas semanales y luego 50, 100 o 150 textos por revisar. Si fuera un negocio, la quiebra sería inevitable. 
  • En los departamentos no se habla de otra cosa que no sea del proyectyo Educat 1x1. Los alumnos de 1º y 2º han iniciado el curso con la novedad del pago de los 150€ para adquirir un portátil. Los padres tienen de plazo hasta el 30 de septiembre para ingresar el dinero, por lo que hay que esperar a que todos formalicen el ingreso para poder recibir los portátiles al centro. ¿Cuántos días pasarán entre un trámite y otro? Lo ignoro, pero auguro un plazo que puede oscilar entre 30 días (siendo optimistas), 45 o 60 (siendo realistas), antes no se pueda normalizar la situación. Normalizar es un decir, porque por ahora no se habla más que de portátiles y libros y pizarras digitales. Mientras dure este período de provisionalidad, yo me reúno con mis alumnos de 2º de ESO 3 días a la semana con el apoyo de la palabra oral y escrita (manualmente). 
  • Antes del 15 de noviembre tengo que presentar las programaciones. LLevo días pensando en incluir (revisado, corregido y aumentado) este baile de cifras y fechas en la introductio para contextualizar lo que se espera que sea un curso matemáticamente completito. 
  • ... 
De cada uno de los apartados se podría extraer un titular (50, 100 o 150 redacciones en una semana | Un poema, una hora | 112 alumnos, ¿educación personalizada?...). ¿Interesa a la prensa (oficialista o no) reflejar la otra cara de las cifras?

26 comentarios:

  1. ¡Qué horror, Lu! Lo de las TIC ya es algo que imaginábamos, con el agravante del 1x1, pero lo de la literatura es de juzgado de guardia. El futuro que estamos preparando parece sacado de una novela apocalíptica :-(
    Ánimo; por aquí andaremos todos, con la cabeza gacha, pero avanzando lo que nos dejen.

    ResponderEliminar
  2. Es un atropello. Mira yo, tengo una itinerancia, desconozco el número total de alumnos, sí sé que son seis grupos a tres horas por grupo. Uno de los días tengo SEIS HORAS DE CLASE, tres en cada centro, y los 22 km que los separan he de hacerlos durante el recreo. ¿Quién da más?
    Andaremos, como dice Antonio, o nos arrastraremos, que digo yo, porque no tendré fuerzas para más.

    ResponderEliminar
  3. Puf... y esto nos pasa factura también a los alumnos...
    Lo que dices de la separación de los edificios lo veo normal, porque en mi instituto hay 3 separados. Pero eso de no tener ni pizarras, los 34 alumnos y demás... ¡se os quitarán las ganas de todo!
    Ánimo para el nuevo curso, yo voy a buscar ahora en qué consiste el 1x1... que no lo había escuchado jaja
    Un beso

    ResponderEliminar
  4. Terribles cifras, Lu. Es un despropósito que no hay por donde tomarlo. Que no decaigan los ánimos, aunque nos manden lestrigones y cíclopes.

    ResponderEliminar
  5. Lu, y ya puestos, ¿por qué no te piden que des las clases haciendo el pino?

    Dentro de un rato me voy a la recepción, pero ya me han dicho que en algunos Bachilleratos hay 40 alumnos en lista (¡¡!!)

    De ordenadores, ni te hablo. A ver si ando espabilado y consigo alguna horilla en el aula de informática.

    Cuando vuelva, a lo mejor escribo un post primo hermano del tuyo. ^_________^

    Como le dije a Antonio, tendremos que hacer de la necesidad virtud.

    Ánimo.

    ResponderEliminar
  6. Estas son nuestras condiciones de trabajo reales. Las has descrito bien. Hemos de prepararles, no obstante, para promocionar la ESO o el bachillerato, mejorar y ampliar su competencia comunicativa, utilizar las TIC como herramienta de trabajo... Esto es campo abonado para la resignación y la abulia educativa (sé de sobra que no es tu caso ni de los profesores que se asoman por aquí), pero ciertamente uno se plantea si estas condiciones nos obligan más allá de lo estrictamente necesario. El profesor que lo quiera hacer bien, que se implique, que se preocupe por sus alumnos, no me cabe duda de que puede terminar enfermo. Lo de la lengua de bachillerato es de juzgado de guardia, y es cierto se requiere al menos una hora para contextualizar y analizar cada poema de la antología. No son poemas ligeros precisamente. Esto no tiene pies ni cabeza. Pero luego se nos pasa el rodillo Pisa y las estadísticas de fracaso en ESO y Bachillerato y los profesores aparecen como los principales culpables. Te seguimos.

    ResponderEliminar
  7. No quería dar un tono plañidero a la entrada por lo que me ahorré citar más cifras. Viendo vuestra comprensión os diré que la optativa de prensa también ha sufrido el tijeretazo horario, pero se espera que la publicación salga igualmente. Ahí radica el problema. La administración sabe que haremos lo mismo con menos, porque algo masocas sí que somos.
    Y encima este año, los alumos de 4º de ESO deberán pasar una prueba. Éste es el rodillo del que habla Joselu.
    Y el recorte salarial ha provocado la anulación de las salidas. Muchos profesores se niegan a salir con los alumnos, por lo que este curso CERO salidas.

    Antonio, Loly, Cristinaa, Ana, JLG, Joselu... seguro que vuestras cifras también amenazan con números rojos. Menos mal que juntos sumamos esfuerzos, ánimos...

    ResponderEliminar
  8. Se puede decir más largo pero no más claro.
    Seguro que aunque nos des menos ideas (en número)estas serán igual de grandes (en calidad).
    Y calidez.
    Va a ser algo grande seguirte este curso también.

    ResponderEliminar
  9. Entiendo y sufro tus números en carne propia, las ratios de los grupos se han disparado y lo de lengua en bachillerato no entiendo que no mueva aún más protestas. Como dices, el problema es que saben que lo haremos igual

    ResponderEliminar
  10. Gracias por tu artículo porque así vemos que no somos los únicos.Por las islas no estamos mejor y además nuestro centro en obras, con lo que, añádele a tu lista los saltos de vértiga para ir de un edificio a otro, porque ni siquiera nos han puesto un puente, solo un espacio de 80 centímetros por el que tienen que pasar los alumnos que vienen del "chalé" (eufenismo para no decir edificio cutre de al lado) y los que van para allá, así que imaginaros el caos!!más tres o cuatro aula prefabricadas, que están también en la otra punta. Vamos, que no necesito ir al gimnasio. Y encima cada vez más alumnos (ya somos más de 27 o 30 según el grupo) en Eso, Con unos primeros, en los que según lso informes psicopedagógicos, harían falta más de dos profesores en el aula,y unos bachilleratos que no paran de crecer porque aún los hay que se están matriculando. Y olvídate de ordenadores, que como mucho, lo hagan en casa. Frustrante, muy frustrante, pero bueno, para eso están los retos ¿no?. Suerte y ánimo!!

    ResponderEliminar
  11. De algo van a servir tus quejas: al oírlas prometo no volver a quejarme este año de lo que me ha "tocado". Buff. ¡Mucho ánimo... y a enseñar lite-tuiter!

    ResponderEliminar
  12. Terrorífico, Lu... Mira que somos de cuentos y no de cuentas, pero no puedo sino sentir vértigo frente a las cifras que nos das... ¡qué vergüenza y qué tristeza!
    Muchos somos los que nos reconocemos en esas cifras, pero pongamos que hablo de Blanes, de Bilbao, de Barcelona, de Sevilla, de Lugo, de Madrid... :) ¡ánimo!

    ResponderEliminar
  13. Verás que para ti será un curso matemáticamente creativo.Los que conocemos un poco tu trabajo sabemos que eres una maga y convertirás cifras,datos,horarios,frustaciones en excelentes resultados artísticos.
    No perder "el norte pedagógico",en el caos que nos montan (¿quién?)lo consiguen unos cuantos y tú estás entre ellos.

    ResponderEliminar
  14. Hola, de nuevo:
    ¿Será, como dice Gonzalo Hidalgo Bayal en su ultimo post, la nueva modalidad de Bachillerato propia de estos tiempos? ¿El Bachillerato SIN?

    ResponderEliminar
  15. Marcos, Maru, Patxo, eduideas, Ma José, Carlos me he guardado en la cartera muchas más cuentas. Pronto estos comentarios míos se parecerán más a una addenda. Ved si no: el número de alumnos que no saben una palabra de español y que están en las aulas ordinarias porque no hay docentes que puedan atenderlos, el número de aulas virtuales que tengo que manejar, porque el Departament ha denegado el uso gratuito de la plataforma que puso al servicio de todos los docentes. O sea, que el mismo centro tiene dos moodles alojados en servidores distintos. Uno para ciclos y bachillerato y otro para ESO...).

    Y eso que somos más de cuentos que de cuentas, como dice Marcos. Visto lo que muchos de vosotros estáis contando, me pregunto si las cifras oficiales serán un cuento chino.

    ResponderEliminar
  16. Carlos, el enlace no está activo. No he sabido dar con la página.

    ResponderEliminar
  17. LU, la página de Gonzalo H. Bayan http://bayal.blogspot.com/.
    Un saludo y mucho ánimo que falta nos hace.

    ResponderEliminar
  18. Lo siento: http://bayal.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  19. Muchas gracias a los dos. La verdad es que el texto es acertadísimo.

    He estado leyendo algunas entradas del blog y me he guardado la dirección para seguirlo.

    ResponderEliminar
  20. Suscribo todo lo que dices.

    ResponderEliminar
  21. Y luego veo como al gobierno se le llena la boca hablando de educación bilingüe (en la mayoría de los casos se reduce a decir montaña en inglés o francés). ay.
    Vi como en Cantabria han reducido (o anulado) los desdobles, la diversificación, el apoyo en las aulas, las aulas de enlace, el apoyo al alumnado inmigrante...es una catástrofe. estoy muy enfadada. Pero no sé qué hacer, más allá de publicarlo en la red y darle voz a estas terribles cifras.
    Ánimo Lu! -como te dije, me volví para Alemania, sin opción a vacante por estar la lista cerrada. De no haber sido así, habría tenido una.

    ResponderEliminar
  22. He tratado de buscar algún argumento que dé un toque de optimismo a tanta cifra apabullante pero no es fácil. Queda la apelación a nuestro buen hacer y pensar que nuestros alumnos siguen necesitando nuestra ayuda. Ánimo y salud para todos.

    ResponderEliminar
  23. Negrevernis, tu comentario me ha hecho meditar. Quizá el título de la entrada debería haber sido "Estas son nuestras cifras".

    Carmen, lamento que tu aventura quijotesca no hay podido concluir con éxito. Seguimos en contacto a pesar de la distancia. Mucha, mucha, mucha suerte.

    Blogge@ndo, a pesar de los pesares, tenemos en cartera propuestas, ideas, ilusiones...

    ResponderEliminar
  24. En Andalucía no andamos mejor.
    —¡Válame Dios! —dijo Sancho—.

    ResponderEliminar
  25. Lu, me representas. Lo único que me llena de esperanza son los alumnos que parecen entender nuestras dificultades y lo compensan con buena voluntad.
    Un abrazo
    Berta

    ResponderEliminar

Deja un comentario